domingo, 9 de marzo de 2014

A propósito de Henry


Empieza la película y al poco el protagonista recibe un disparo en la cabeza casi mortal. Cuando despierta en el hospital, no recuerda NADA.
Creí que podría volver a mi vida anterior pero... no me gusta, no encajo.

No hagas caso al que quiera decirte quién eres. Puede que tardes un poco, pero lo averiguarás por ti mismo.

Voy a hecharle de menos señorito Henry. Me cae usted mucho mejor ahora.

Eramos desgraciados... Tu no te acuerdas pero yo si... Hace años estuvimos enamorados.
¿Por qué?... He cambiado.
Ya no me gustan mis trajes, los huevos, el solomillo... Odio ser abogado. He dimitido.

Finaliza la peli sacando a su hija del "extraordinario" colegio interno, mientras la directora daba un discurso sobre la importancia de la competencia.

Me imagino que si Henry abriese un Blog, lo haría con un título pareceido al mio ;-)

Tengo sospechas de que hay algo en el cerebro del ser humano que nos impide ver quienes somos realmente, que nos limita.

No hay comentarios:

Publicar un comentario