miércoles, 3 de agosto de 2016

La relatividad del tiempo.

Resultado de imagen de tiempo relativo

Todos tienen razón...

El tiempo es relativo a la masa, más concretamente a la materialidad/espiritualidad. Al morir (la materialidad tiende a 0) el tiempo practicamente se detiene, abandonamos el cuepo que podría no ser más que una máquina del tiempo en la que, dentro de él, siempre se avanza.

Siendo nM el nivel de Materialismo de una persona, podríamos decir que la velocidad con la que transcurre el tiempo (vT) es directamente proporcional a nM. e inversamente proporcional a su nivel Espiritual (nE).

vT = k x nM
vT = k / nV

Por regla general, cuanto más pequeño se es en edad, más despacio corre el tiempo. Al Ser muy "espiritual" (un bebe está muy cerca de haber sido espíritu), el tiempo le parece que va muy lento, casi como que estuviera parado.

A medida que crecemos en años, el tiempo nos parece que pasa más deprisa. "Casualmente", con el paso de los años nos volvemos más materialistas.

Al morir, el tiempo prácticamente se detiene (somos espíritus). De ahí que la Biblia, texto dictado por los espíritus, digan que el mundo se hizo en 7 días. 7 días para un espíritu pude ser una eternidad para un hombre adulto.

"Ojeando los archivos de la Tierra, la ciencia ha descubierto el orden en que han aparecido en su superficie los diferentes seres vivientes, orden que está conforme con el indicado en el Génesis, con la sóla diferencia de que, en lugar de salir milagrosamente de las manos de Dios y en algunas horas, esa obra se ha realizado en algunos millones de años...".
240. ¿Comprenden los espíritus la duración como nosotros?. "No, y de aqui depende que no nos comprendais siempre, cuando se trata de fijar fechas o épocas". Los espíritus viven ajenos al tiempo, tal como lo comprendemos nosotros, y para ellos desaparece su duración; los siglos que tan largos nos parecen a nosotros, no son a sus ojos más que instantes que se borran en la eternidad como las desigualdades del terreno para el que se eleva en el espacio.
Texto extraido del Libro de Los Espíritus de Allan Kardec

Todos tienen razón. Unos instantes para Dios (espiritualidad infinita) pueden ser una eternidad  para un hombre (espiritualidad nula). El tiempo es relativo si, pero además, ya sabemos a qué.

No hay comentarios:

Publicar un comentario